Arquitectura

Arquitectura

El edificio más emblemático de este municipio es la iglesia parroquial de San Julián, construido en el siglo XVI, realizado con fábrica de sillería y cubierta de teja curva. Tiene una sola nave y presbiterio con ábside plano separado por arco de medio punto sobre pilastras de piedra con moldura renacentista en impostas. En el lateral izquierdo del presbiterio se encuentra la sacristía, y en el piecero, se ubica el coro elevado sostenido por un pilar de granito. El presbiterio se eleva sobre el resto de la nave y posee cuatro contrafuertes en sus lados, cubriéndose con bóveda de arista. El acceso al templo se realiza a través de un arco ojival con moldura plana. Espadaña de ladrillo rústico con dos campanas.

Al noroeste del casco urbano, sobre el cerro del mismo nombre e inmediatamente al sur del cementerio municipal, se encuentra El Calvario. Grupo escultórico formado por tres cruces, de las que destaca la central, de mayor tamaño y con un altorrelieve de un Cristo crucificado. Aquí finaliza el denominado camino del Calvario o Vía Crucis, cuyas cruces se caracterizan por tener las esquinas biseladas.

Por lo que respecta a la arquitectura civil, cabe mencionar el Puente de Las Encinas Altas, situado en la zona sur del término municipal. Tiene tres ojos con arcos de medio punto rebajados sobre pilas rectas sin tajamares, dovelas recercadas de sillería y bóvedas de ladrillo. Construcción del siglo XX.