Actualidad

Ruta Hispanomusulmana

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 
DISTANCIA: 28,5 km.
DURACION: 3 h. y 30 min. más tiempo de visitas.
DESNIVEL: El Puente del Arzobispo, 330 m. Navalmoralejo, 440 m.
RUTA DE: Senderismo, bicicleta, caballo.
INICIO: El Puente del Arzobispo.
ACCESO: El Puente del Arzobispo. Autovía N-V hasta Oropesa, km 148. Desde ésta, por la CM-4100 en el kilómetro 13.

EL PUENTE DEL ARZOBISPO

El Puente del Arzobispo es villa placentera que, suavemente, se inclina hacia el Tajo y se prolonga por el puente que le dio nombre. La zona ha estado poblada desde tiempo inmemorial, aunque fue fundada como villa por el Cardenal don Pedro Tenorio, con motivo de la construcción del puente que debía facilitar el tránsito de rebaños mesteños, mercancías y peregrinos que se dirigían la Santuario de Guadalupe.

El auge de esta vía hizo que pronto la villa aumentara su población. Así, en El Puente del Arzobispo se asentaron gentes de muy diversos orígenes, entre ellos una numerosa población de origen hebreo. La carencia de tierras volcó a muchos de sus pobladores a trabajar la artesanía, entre la que destaca su cerámica.

Pasear por la villa de El Puente del Arzobispo permite disfrutar de varios y espléndidos monumentos como:

  • Iglesia parroquial de Santa Catalina.- conserva algunos restos de la construcción del siglo XIV, como una puerta mudéjar y una bóveda de crucería gótica que se pueden admirar en la parte trasera del templo. El resto del edificio muestra un claro estilo renacentista, mientras que su torre se encuentra recubierta en lo más alto por azulejos de cerámica.
  • Rollo.- de estilo gótico, del siglo XV.
  • Hospital.- en la bella Plaza del Ayuntamiento se halla este edificio que ejerce, hoy, como residencia de ancianos. Está unido a lo que fue casa de clérigos. Merece la pena contemplar su espléndida fachada de mampostería toledana y ladrillo.
  • Puente.- soberbia edificación de piedra de sillería construida en 1383.
  • Cerámica.- es una de las más conocidas de España y tiene sus orígenes en la cerámica mudéjar, predominando el verde que tanto le caracteriza y las monterías como ornamento.

RUTA. El itinerario, muy bien señalado, parte desde El Puente del Arzobispo a través de la carretera que se dirige a Valdelacasa. A escasos metros, nace el camino antiguo que lleva hasta Navalmoralejo. A continuación, se deben seguir las indicaciones que permiten mantener el camino por un terreno en su mayoría ondulado.

NAVALMORALEJO

Pequeña población toledana que guarda en su   término      importantes       vestigios arqueológicos, como es la lápida romana que se halla en su iglesia. Es un pueblo sosegado donde es inexcusable detenerse y respirar una paz milenaria. Merece la pena acercarse hasta el Castillejo, atalaya vigía de un complejo sistema defensivo, o visitar su iglesia parroquial de San Pedro, del siglo XV-XVI, aunque su torre denota más antigüedad, tal vez del siglo XIV.

  • Ciudad de Vascos.- ciudad musulmana construida sobre vestigios romanos que, aquí, tenían un importante centro defensivo de la calzada que corría al sur del Tajo y, al parecer, donde se fundían metales extraídos de minas no muy lejanas. En el periodo árabe supuso un bastión defensivo de la cuenca media dei sur del Tajo. Cuenta con impresionantes murallas de amplias y variadas formas y restos de su alcazaba, la puerta de arco de herradura, los baños, las casas y un largo etcétera de interesantes vestigios que hacen de su visita algo inolvidable.

Abierto los sábados de 9 a 14 horas. Cerrado del 1 de febrero al 16 de mayo. Centro de Interpretación en Navalmoralejo.

RUTA. Vamos por la carretera hasta encontrar enfrente el camino que nos conduce a la ciudad de Vascos.

AZUTAN

El magnífico dolmen de Azután evidencia  que estuvo poblada desde antiguo. Fue paso de una calzada romana al sur del Tajo de la que hay restos frente a la Ciudad de Vascos y un puente sobre el arroyo de Anguilucha. Azután viene del árabe Burg al Sultán ("el castillo").
Tras la reconquista, fue dada en Señorío a don Miguel Midid en 1135 por Alfonso VII y, de éste, pasó a su hija doña. Rama en 1173, abadesa del cenobio toledano de San Clemente, que la poseyó hasta la desaparición de los señoríos jurisdiccionales en el siglo XIX.

  • Iglesia parroquial de Santiago Apóstol.- construida en sillares y mampostería, destaca su esbelta espadaña en el pieeero.
  • Rollo.- símbolo de la justicia en las villas castellanas, está situado en el cerro de Las Matozas, es de claro estilo decadente de mampostería.
  • Dolmen de Azután.- se trata de una construcción de uso funerario del siglo IV-II] antes de Cristo, de los denominados de corredor, pues la cámara principal está rodeada por varias calles o pasillos.

RUTA. Salimos de Azután por el camino rural asfaltado que hay detrás del cementerio. A dos kilómetros, encontramos el Anguilucha y continuamos las indicaciones hasta llegar a El Puente del Arzobispo.